3.18.2011


Atraviesa.











Tengo una herida que me entra en la cabeza, atraviesa mi cráneo, el cerebro y lentamente sale por mi ojo. Es dolorosa, pero tengo que soportar esa herida. Tengo una herida que me sale de un ojo, me rasga medio rostro desfigurando mi boca, se arrastra por mi cuello haciendo de mi yugular una cascada y tatúa mi hombro. Escuece un poco, pero dice el médico que debo soportar el dolor. Tengo una herida que me sale del pecho, como una lanza clavada que borbotea sangre, rasga mi ombligo de arriba a abajo, saca mis tripas a la mitad y termina en la cadera, rasgando mis huesos. Mi cirujano dice que endurece la resistencia del cuerpo, a si que tendré que hacerle caso. Tengo una herida que brota de mi pubis, roza las ingles y como un filete rasga mis muslos hasta las rodillas. En las rodillas se mete para adentro, quebrando mis articulaciones, como pata de pollo que descuajeringas destroza mi rodilla en seis partes. Desciende por la parte interior de mi tibia, asomando de vez en cuando para quitarme algún pelo que otro... escuece. Termina en los pies, ha cortado lentamente cada trozo de piel entre los dedos y quiere que los meta en sal. Mi oculista dice que me vendrá bien para el orzuelo del ojo. Tengo alguna herida que otra.





The Strokes - Call me back.








D E E P L Y I N S I D E .

No hay comentarios:

Publicar un comentario