5.24.2011


Pues eso...







Image and video hosting by TinyPic




¿En que se basa la vida? En qué. ¿Cuál es el objetivo? ¿Qué hacemos aquí? ¿Qué debemos hacer? Estamos obligados a hacer cosas, o eso se supone de nosotros. A divagar en los centros, luchas por situaciones, por extremos impuestos e ilusiones inducidas. No somos más que la consecuencia de un polvo la reproducción del instinto animal. ¿Qué función tenemos? ¿En que debemos pensar cuando nos golpea el aire en la cara y grita el mar en nuestros oídos? Detente un momento, que tu vida no es tan frenética, y piensa. ¿Por qué nos diversificamos tanto los humanos y llegamos a contarnos divagaciones irreales autocomplacientes? Te paras a mirar a la gente y la mayoría lo tiene todo claro. Saben que van a nacer, crecer y jugar al futbol con sus amigos. Que les gustara la ‘Game Boy’ (si que pasa, yo crecí con ella, la gorda gris) y que jugar en la calle en verano y comer helado va a ser un placer de dioses. Tienen claro que acabaran el colegio, bachiller y evolucionaran en supuestos universitarios o trabajadores cualificados del arrastre del país. Ven con lucidez que ellos son así y van a hacer esto o aquello. Que verán el futbol los domingos y los viernes vaciaran las copas como niños de 15 años. Que fundaran su republica independiente en casa, se acomodaran en un buen coche, unos lujosos muebles de Ikea y una absorbente hipoteca burbujeante. Tienen claro estas y miles de cosas más. ¿Por qué? Porque cojones lo tienen claro, ¿Cómo? ¿Salen de la sección autómatas de la fábrica de productos post-polvo? Que cojones, yo no. Odio cuando todo esta impuesto, cuando los caminos son los suyos y no hay salidas positivas en las ramificaciones exteriores. Mucho se queja la gente de los caminos inescrutables del ‘señor’ pero esto es la misma mierda con distinto color. Todo inescrutable, más dirigido que una boda real pero sin luna de miel. Ahora dime, si yo soy de la fábrica de enfrente y mis piezas no son las mismas ¿Por qué salida tengo que salir? ¿Avanzo con la izquierda o con la derecha? ¿Me saco el ojo a golpes o espero a que se caiga? Ves, esto debe estar mal. Dime, ¿distinta fabrica o defecto de fabrica? No me encuentro la etiqueta, pero se, que si algún día me la encuentro podre leer claramente: ‘Instructions not Found, follow the Inside’. Hasta entonces… ¿Qué? Que mierda mas random. Sucesiones de memoria destructiva. Realidad re golpeada. Y todo debería seguir… ¿Cómo?






Crystal Castles - Untrust Us









image of mind.


2 comentarios:

  1. Que precioso.Despues de leer esto tengo claras dos cosas.La primera es que tú no estás cortado por el mismo patrón de esa fábrica de productos post-polvo(que wai suena)Eres una de esas taras que al final son los mejores productos.Porque reconozcámoslo.Nos gusta más un vaso de casa porque tiene un pequeño roto, porque no es como todos.Porque podemos diferenciarlo, es...especial.

    Y la segunda cosa, a riesgo de parecer un ejemplar más de esos productos post-polvo(si, lo repito, es que me parece total!) tengo claro que jamás jamás jamás mi casa tendrá muebles de Ikea!!Quizás algún complemento(vease por ejemplo los cincuenta y tantos marcos de mi cuarto) pero muebles no!

    Un beso:)

    ResponderEliminar
  2. vaya... no sé si me gusta mucho la idea esa e ser un producto de un simple polvo... :P

    Un abrazo,
    Esmoquin room
    http://blogs.revistagq.com/esmoquinroom

    ResponderEliminar