5.17.2012



The old stuff.









Te acuerdas, y sobre todo, me acuerdo yo. Me acuerdo que dijimos que nunca mas nos acordaríamos de nada, que dejaríamos todo al pasado. Él seria nuestro guardián y el único capaz de mantener vivo cada uno de los instantes que nosotros no volveríamos a recordar ni a comentar jamas. Como perdidos en aquel lejano lugar, íbamos a esconder todo, absolutamente todo. Porque acordamos que no merecía la pena volver a recordar lo que ahora ya no podíamos arreglar. Sabíamos que había veces que era mejor dejar las cosas así, tal cual. Con la sonrisa puesta. Y fue así, como dejamos el cofre cerrado y tiramos la llave al mar. Sabiendo que a partir de aquel día nada volvería a ser lo mismo para ninguno de los dos, puesto que todo lo que había en el cofre era nuestro y solo nosotros sabíamos las sonrisas que él albergaba. Nos despedimos sabiendo que por mucho que quisiésemos tirarnos al mar y recoger la llave, no volveríamos a mirar ese cofre de la misma manera. Al fin y al cabo, eran nuestras sonrisas pasadas, aquellas que escribimos y que volveríamos a recordar, pero no a vivir. Y si, así debía ser.















1 comentario:

  1. I have no idea what you're saying but you're very handsome :)

    ResponderEliminar