12.17.2013






Jonas Mekas.














Lo que la antigua generación cree importante, el nuevo artista lo encuentra trivial, pretencioso, aburrido y, peor aún,  inmoral. Encuentra más vida e ‘importancia’ en pequeños,  insignificantes, detalles secundarios. Es lo insignificante, lo fugaz, lo espontáneo, lo pasajero, lo que revela la vida y tiene excitación y belleza. El verdadero antídoto contra todos los males de este mundo, el del cine y el otro.

Jonas Mekas.





...


















No hay comentarios:

Publicar un comentario